Fosfatasa alcalina en niños, enfermedades asociadas

Fosfatasa alcalina en niños, enfermedades asociadas

La fosfatasa alcalina es una de las enzimas fundamentales para el buen funcionamiento de nuestro organismo, ya que participan en el proceso denominado desfosforilación, en el cual se eliminan los fosfatos desprendidos de las proteínas, los alcaloides y los nucleótidos.

Esta enzima se encuentra principalmente en el hígado, en las vías biliares y en los huesos, y aunque ayuda a mantener el correcto funcionamiento de nuestro cuerpo, podría comprometer nuestra salud si sus niveles no se mantienen como deberían, especialmente en el caso de los niños, quienes son más propensos a padecer ciertas enfermedades por causa de niveles anormales de fosfatasa alcalina.

¿Cuáles son los valores normales de fosfatasa alcalina?

Aunque pueden llegar a variar según la edad y el sexo del paciente, los niveles de fosfatasa alcalina en el cuerpo deben reflejarse de la siguiente manera:

  • Entre 40 y 140 U/L en los adultos.
  • Entre 85 y 235 U/L en niños menores de 2 años.
  • Entre 65 y 120 U/L en niños de 2 a 8 años.
  • Entre 60 y 300 U/L en niños de 9 a 15 años.

Por lo general, los niños suelen presentar valores de fosfatasa alcalina mucho más elevados, dado que sus huesos están en pleno desarrollo y la concentración de esta enzima se torna bastante alta durante su crecimiento. Por lo tanto, un nivel muy bajo de fosfatasa alcalina suele considerarse algo atípico en su caso, y debe ser sometido a evaluación médica para descartar ciertas enfermedades.

¿Qué enfermedades se relacionan con la fosfatasa alcalina en los niños?

Una concentración anormal de fosfatasa alcalina en los niños no siempre se relaciona con una enfermedad, por lo que solo mediante el análisis médico se podrá conocer si existe o no algún problema subyacente.

Así, si un niño tiene niveles muy bajos de fosfatasa alcalina, puede presentar:

  • Anorexia
  • Retraso en el crecimiento.
  • Convulsiones por déficit de piridoxal.
  • Hipotonía.
  • Constipación.
  • Craneosinostosis
  • Hipercalciuria
  • Señales de raquitismo.
  • Anomalías de los dientes deciduales.

Es importante consultar con un especialista médico en caso de percibir niveles anormales de fosfatasa alcalina en un niño, con el propósito de descartar alguna de estas enfermedades y garantizar su buena salud.

Fosfatasa alcalina en niños, enfermedades asociadas
4 (80%) 1 vote